La fisioterapia traumatológica es la especialidad que trata con agentes físicos las patologías relacionadas con el aparato locomotor de origen traumático, como son las fracturas óseas, esguinces, luxaciones patologías musculares como roturas de fibras, contracturas, etc.

Para ello en Bañó Fisioterapia utilizamos técnicas de masoterapia, electroterapia, ultrasonoterapia, Estiramientos, y todas cuantas derivadas de los agentes físicos consideremos que nos pueden ayudar a mejorar la óptima recuperación del paciente.